4.2.14

Una tienda en Paris. Maxim Huerta.

[...] La asignatura más difícil de mi vida había sido encontrar grietas para escapar

[...]  Aceptar. Ese verbo que aparece tan pronto en el diccionario y que tarda tanto en irse.

[...]  Siempre es demasiado pronto, siempre es demasiado poco.

[...] El peor sentimiento no es estar solo. Es ser olvidado por alguien que tú nunca vas a olvidar.

[...] Quiero ser niño hasta que llegue la vejez. Cuando ya no tenemos ganas de evolucionar, empezamos a morir lentamente, se nos escapa el niño.

[...] Nadie va a caminar por usted. Deje de dar rodeos a su vida y trepe allí donde quiera subir

[...] El color no se busca, aparece

[...]—Porque está feliz. Por eso ve el color.

[...] mientras quedan restos de tristeza no hay manera de colorear la vida

[...] No puedes ser feliz en el borrón, debes limpiar el lienzo.

[...] La casualidad nos da siempre lo que nunca se nos hubiese ocurrido pedir 

[...] Quien huye de la verdad acaba tropezándose con ella. Una cree que va a durar toda la vida y que va a tener tiempo para corregir sus errores, pero no. Los errores se encargan de echarnos sal en los ojos.


http://www.youtube.com/watch?v=uc6QfFVDomc

No hay comentarios: