14.9.15

(-)

 Hoy me proponía escribir. Tenía varios temas sobre el tapete. Pero después de muchos renglones que se borran incluso antes de llegar a completarse, me  pregunto, hacia donde encaminar mis pasos, que no sea deambular  entre lo que fue y parecía fácil… y ahora parece  como si hilvanar unas cuantas frases sobre algo  fuese una maratón.

Los caminos que no se transitan, se van borrando; y aquello que no se ejercita, se acaba oxidando.   Yo de eso, he debido pedir varias raciones y aun no me he dado cuenta…

Llega septiembre, como si fuese enero, y empezamos con esos propósitos que naufragaran en la mayoría de los casos antes de llegar a un  puerto… Los míos no correrán mejor suerte. A veces la vida es eso que ocurre mientras nosotros nos empeñamos en llevarla por otros lugares… y en ese tira y afloja, en el que a veces, "lo que ves, es lo que hay" confluyen

Estos últimos días, me preguntaba sobre el derecho a saber o no saber, donde esta ese límite  en el que uno  debe dejar de hablar, y tragarse las palabras; cómo saber si el mejor regalo que podemos hacer es el silencio, o todo lo contrario, la mayor traición.  

Recuerda que te quiero tanto, tanto…

No hay comentarios: